Recuperación paisajística de la cantera de Cuchía

Solvay Torrelavega ha generado un rico ecosistema de más de 60 hectáreas en lo que anteriormente fue su principal fuente de caliza

  Torrelavega_Cuchia

Solvay Torrelavega ha restaurado el paisaje de la cantera de Cuchía conviertiendo lo que otrora fuera su principal fuente de caliza en un páramo de vegetación y vida animal autóctona. Más de un millar de arbustos y árboles, acompañados de lagunas, estanques y sendas, poblan actualmente un ecosistema de un gran valor natural que abarca 60 hectáreas.

Cuchía fue de 1927 a 2006 el primordial proveedor de caliza (carbonato cálcio, una de las materias primas para producir carbonato sódico) de Solvay Torrelavega. Ubicada a orillas de la ría de San Martín, en el municipio de Miengo, Solvay decidió complementar el obligatorio Plan de Restauración asociado a actividades mineras, con un Plan Paisajístico que tenía como objetivo crear un espacio natural que se integrara en el entorno físico que rodea la cantera. 

Desde 1991 y hasta 2013 se fue llevando a cabo una restauración paisajística progresiva de las zonas de explotación que se iban agotando. La actuación principal consistió en rehabilitar el hábitat natural mediante la aportación de tierra en el suelo y las paredes de roca desnuda con el fin de posibilitar su revegetación con plantas autóctonas. Asimismo, también se procedió a la creación de lagunas y estanques en el sustrato de caliza, fuentes de ecosistemas palustres, así como sendas para recorrer el antiguo yacimiento calizo.